“Porque de tal manera amó Dios al mundo, que dio a Su Hijo unigénito (único),
para que todo aquél que cree en El, no se pierda, sino que tenga vida eterna.” – Juan 3:16

5.5 Utilizando La Tecnologia

“Pero tú, Daniel, guarda en secreto estas palabras y sella el libro hasta el tiempo del fin. Muchos correrán de aquí para allá, y el conocimiento aumentará.” – Daniel 12:4

Hoy tenemos acceso a muchos recursos excelentes a través de las maravillas de la tecnología moderna. Hay algunos pastores cristianos prominentes que proclaman en voz alta que debes evitar toda tecnología, que es “del diablo”, etc. … Yo digo que la proclamación no tiene sentido. La tecnología en sí misma es solo una herramienta para ser utilizada para bien o para mal, como cualquier otra cosa. El uso prudente de la tecnología puede ser de gran beneficio para los creyentes y ayudarnos a aprender, buscar y explorar rápidamente la Palabra de Dios. También podemos leer y buscar a través de muchos escritos maravillosos de los santos dignos que nos precedieron.

La tecnología le permite a uno “ir y venir” en la Palabra de Dios rápidamente, y le permite a uno buscar fácilmente versículos, estudiar notas y hacer otras investigaciones. Puedo llevar 15 o más traducciones de la Biblia a todas partes donde voy con mi teléfono, con notas de estudio, diccionarios, léxicos, mapas, etc. ¡increíble! ¿Por qué no utilizar la tecnología a favor de uno, si podemos obtener acceso a muchos recursos que de otro modo serían imposibles o difíciles de alcanzar, por ejemplo: estaciones de radio de otras áreas geográficas o incluso países?

Te recomiendo que obtengas al menos una aplicación de la Biblia para tu teléfono y tableta, y que las uses. ¡Te permiten llevar varias traducciones de la Biblia en tu bolsillo o bolso a donde vayas! Aquí hay algunas aplicaciones que he usado:

  • E-Sword App (mi herramienta principal)
  • YouVersion App de la Biblia
  • Apologéticas Press App
  • GBN (Gospel Broadcasting Network) App
  • La Biblia en audio (para escucharla cuando manejas, viajas, o sentado en el avión, etc.)

También hay muchos sitios maravillosos de Internet con las enseñanzas correctas y el verdadero mensaje del Evangelio. Enumero algunos sitios web confiables al final de este libro. Estamos verdaderamente bendecidos hoy en día por el poder leer y aprender de los gigantes de la fe que nos han precedido. Sin embargo, el hecho de que vea o lea algo en Internet (o en cualquier otro lugar) no lo hace verdadero, objetivo, y mucho menos un consejo bíblico sólido para un cristiano. Entonces, como con cualquier información que encuentre, se necesita un discernimiento extremo y discreción al leer cualquier cosa, ya que también hay una gran cantidad de falsas enseñanzas en Internet. Ora audazmente para que el Espíritu Santo te guíe.

Una de las mejores cosas que he hecho (utilizando tecnología moderna) es obtener una versión en audio de mi Biblia preferida y ponerla en mi teléfono. De esta manera, puedo escuchar la Palabra de Dios cada vez que conduzco, que a veces es varias horas al día; A menudo escucho un solo capítulo repetidamente, ya que puede escuchar cosas diferentes en el capítulo cada vez que lo escucha. ¡Es una manera increíble de “escuchar” la Palabra de Dios y hacer uso de lo que de otro modo sería tiempo de inactividad y pérdida de tiempo!

Para terminar, debo mencionar que la tecnología también puede consumir, abrumar y apoderarse de su vida si lo permite; Puede ser adictivo y aislante para quien busca sumergirse en él. Por lo tanto, tenga en cuenta este riesgo potencial de abuso que conduce al aislamiento (yo soy propenso a esto).

ENSEÑANZAS FALSA QUE ENCONTRARÁS:

  • La tecnología es demoniaca

ESCRITURAS RELACIONADAS:

“Pero tú, Daniel, guarda en secreto estas palabras y sella el libro hasta el tiempo del fin. Muchos correrán de aquí para allá, y el conocimiento aumentará.” – Daniel 12:4

Entonces, ya sea que coman, que beban, o que hagan cualquier otra cosa, háganlo todo para la gloria de Dios. – 1 Corintios 10:31

Les conté cómo la mano de mi Dios había sido bondadosa conmigo, y también las palabras que el rey me había dicho. Entonces dijeron: “Levantémonos y edifiquemos.” Y esforzaron sus manos en la buena obra. – Nehemías 2:18

Y el Dios de paz, que resucitó de entre los muertos a Jesús nuestro Señor, el gran Pastor de las ovejas mediante la sangre del pacto eterno, los haga aptos en toda obra buena para hacer Su voluntad, obrando El en nosotros lo que es agradable delante de El mediante Jesucristo, a quien sea la gloria por los siglos de los siglos. Amén. – Hebreos 13:20-21

Continua Leyendo >